Todo tiene su final (dentro del infinito).

La renovación es constante. El infinito está compuesto de finitos. Todo lo objetivo tiene su lado subjetivo, para toda materia existe una idea relacionada.

Nació el 2013, que está por morir para dar paso al nacimiento del 2014; como una semilla que se entrega por un nuevo fruto.

El tiempo, que es infinito, se compone de diversos finitos (siglos, años, etc.).

El espacio que es infinito, se compone de diversos finitos (km., m., etc.).

Creo que la materia también es infinita, al no destruirse sino transformarse. La energía, que es la expresión de la materia en movimiento, también es infinita.

La renovación (cambio) ocurre de manera constante en la naturaleza como también en nosotros, los seres humanos. Pero existe una diferencia.

La naturaleza tiene leyes en su desarrollo, bajo ciertas condiciones.

 

El ser humano también tiene leyes de desarrollo. Pero el ser humano puede estudiar estas leyes y transformarlas para el bienestar. Si bien antes solo esperábamos que la naturaleza actúe, hoy podemos encaminarla en gran medida.

Esa es la gran diferencia, podemos analizar y transformar.

Dudo, luego pienso. Pienso, luego actúo. Actúo, luego existo.

Está en nuestras manos y nuestra voluntad, ya no solo esperar algo bueno de este año; sino buscar que sea así.

Recordar que el tiempo, el espacio y la materia son infinitos. Entonces ¿Qué nos detiene?

Infinito

Transformemos nuestra energía en un bienestar común, como razón de vivir.

¡Feliz Año Nuevo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s